POBRE DESEMPEÑO. –

Por. Pedro Hernández

Director. –

Durante los 174 años desde su independencia, la República Dominicana ha contado con 53 presidentes, ya sea de manera constitucional, provisional o interina, repartidas en 66 períodos de gobierno, todos sin excepción han hecho lo que le dite su conciencia por eso tenemos un deudo social que hay que saldar.

Nuestro país está ubicado en la zona central de las Antillas, en los dos tercios orientales de la isla La Española. Es uno de los trece países que forman la América Insular, Antillas o Islas del mar Caribe y uno de los treinta y cinco del continente americano, que cono describió el poeta Pedro Mir, premio nacional de literatura, en el mismo trayecto del sol, donde un campesino breve, seco y agrio muere y muerde descalzo su polvo derruido, y la tierra no alcanza para su bronca muerte.

La República Dominicana tiene la novena economía más grande de América Latina y la mayor de Centroamérica y el Caribe. Aunque conocida por la producción de azúcar, la economía está ahora dominada por los servicios, especialmente liderando el mercado en la región del Caribe.

No obstante, el desempleo, la corrupción gubernamental y la carencia y/o ineficiencia en servicios básicos, como agua potable, energía eléctrica, educación, salud pública, seguridad ciudadana y transporte público, siguen siendo problemas importantes para el país. También tiene una marcada desigualdad de ingresos, la mayoría ganan poco y unos pocos ganan demasiado.

Un reciente informe establece que la República Dominicana retrocedió tres puestos en el ranking Doing Business 2019 presentado por el Banco Mundial, al pasar del lugar 102 al 99 registrado el año pasado. Este punto nos llama a la reflexión, por el pobre desempeño en el cumplimiento de las metas planteadas.

El organismo multilateral destaca las reformas que ha adelantado el país en materia de protección a inversionistas minoritarios, en el resto de los asuntos tomados en cuenta para el reporte no se expresaron cambios importantes.

Esta baja nos preocupa, por lo que advertimos tomar los correctivos de lugar para que el ranking mundial presentado por el organismo financiero internacional, actualicemos nuestras tramitaciones, porque solo así superemos las metas planteadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *